4 Recetas De Huevos Trufados

Huevos fritos con alcachofas y trufa negra rallada

Pocas cosas hay que puedan superar a una receta de huevos fritos trufados con patatas. Un plato con trufa, fácil de preparar y que gusta a todo el mundo.

Para hacer los famosos huevos trufados, la trufa debe ser fresca, de calidad y con buen aroma para que impregne con su perfume los huevos frescos.

Trufar unos huevos frescos es muy sencillo. Pon en un táper los huevos enteros junto a la trufa fresca, cierra bien el recipiente y deja en el frigorífico entre 1 y 3 días, si usas una trufa de invierno “Tuber Melanosporum”, y entre 3 y 5 días si usas una trufa de verano “Tuber Aestivum”. La cascará porosa del huevo permite que el aroma de este hongo penetre en el interior y consiga así aromatizar su sabor. Cuantos más días pasen los huevos junto a la trufa, mayor aroma a trufa fresca tendrá la yema del huevo.

Una vez trufados los huevos puedes usarlos de formas muy variadas, tales como huevos fritos, escalfados o huevo poché (suelen ser lo más habituales), pero también puedes usarlos para preparar un revuelto o una tortilla. En todas estas recetas notarás en el plato el potente aroma de la trufa.

Huevos trufados con patatas:

Ingredientes:

Para 4 comensales:

– 8 Huevos de corral

– 15gr de Trufa

– Aceite de oliva virgen extra

– Escamas de sal.

Preparación:

– Mantén la trufa con los huevos en un táper de cristal, tapado herméticamente, durante unos días en el frigorífico.

Corta las patatas con una mandolina y déjalas en remojo para que suelten el almidón. Pasados unos minutos, escúrrelas bien y fríe con abundante aceite de oliva virgen extra precalentado anteriormente.

– Pon abundante aceite de oliva en una sartén, cuando este caliente fríe los huevos con ayuda de una espátula, y por último,  vierte el aceite de la sartén sobre la yema hasta que tenga el punto óptimo deseado.

Emplatado:

– Servir el plato caliente, y el toque final, ralla trufa sobre las yemas de los huevos para potenciar el aroma y sabor de esta receta.

Canapé de jamón, queso y huevos de codorniz trufados:

Ingredientes:

Para 4 comensales:

– 16 Huevos de codorniz frescos.

– 50 gr de jamón

– 50 gr de queso

– 4 rebanadas de pan de molde

– 10 gr de Trufa

– Aceite de oliva

– Escamas de sal, pimienta negra.

Preparación:

– En primer lugar, trufa los huevos de codorniz con la trufa fresca días antes en el frigorífico.

Tuesta las rebanadas de pan de molde en la tostadora hasta que queden crujientes, y una vez estén listas, córtalas en cuatro trozos iguales.

– Corta el queso del mismo tamaño que el canapé y coloca una porción de queso en cada trozo del pan tostado.

– Pon en una sartén el jamón, calienta ligeramente hasta que tenga la textura deseada y añade el jamón en el canapé encima del queso.

Fríe los huevos de codorniz, con abundante aceite de oliva, en una sartén, con la ayuda de una rasera ve colocándolos encima del jamón.

– Echa la sal y pimienta negra recién molida sobre las yemas de los huevos.

Emplatado:

Añade unas lascas de trufa fresca coronando el plato, y sirve inmediatamente para que este caliente y crujiente esta maravilla de canapé.

Huevo trufado a baja temperatura con alcachofas y foie:

Ingredientes:

Para 3 comensales.

– 6 Huevos camperos.

– 20 gr de Trufa.

– 4 alcachofas.

– Foie

– AOVE

– Sal en escama y pimienta negra.

Preparación:

– Trufa los huevos camperos en un táper de cristal bien tapado durante unos días en la nevera.

– Quita la parte de fuera a la alcachofa y córtalas en 6 trozos, y fríe las alcachofas con abundante aceite de oliva en una sartén.

Prepara los huevos a baja temperatura, lo ideal es que la yema quede líquida y la clara casi cuajada, por lo que el huevo debe estar aproximadamente 20 min a una temperatura de 70 ºC.

Emplatado:

– Primero, coloca las alcachofas en el plato, y sobre ellas los huevos, salpimentar, añade el Foie y lamina trufa sobre los huevos. Importante servir el plato caliente.

– También puedes acompañar los huevos a baja temperatura con setas, champiñones, guisantes, espárragos u otros ingredientes al gusto.

Receta de huevo poché con puré de patata:

Ingredientes:

Para 2 comensales.

– 4 Huevos camperos frescos.

– 25 gr de Trufa.

– 2 patatas.

– Mantequilla.

– Sal escamada, pimienta negra.

– Perejil

Preparación:

– Trufa los huevos, unos días antes de usarlos, en un recipiente de cristal tapado herméticamente y guárdalo en la nevera.

Pon en una cazuela las patatas sin pelar y deja de cocer hasta que tengan la textura deseada para hacer el puré. Seguidamente, saca de la cazuela las patatas, quita la piel y tritúralas.

Añade al puré de patata la mantequilla, sal, pimienta negra recién molida, perejil cortado finamente y una ralladura de trufa fresca, mezcla bien y resérvalo. La mantequilla es uno de los productos que mejor se trufa, por lo que adsorberá el aroma de la trufa fresca y la culminación de la receta será perfecta.

Prepara los huevos escalfados o poché.

o    Saca el huevo de la cascara.

o    Pon un cazo con agua hasta que hierva ligeramente, sumerge el huevo en el agua directamente, o usa papel film para poner el huevo, de este modo quedará de forma más redondeada.

o    Introduce el huevo en el agua hirviendo durante 2 minutos y la clara quedará casi cuajada y la yema liquida.

Emplatado:

– Coloca el puré de patata y al lado los huevos poché trufados, salpimentar y lamina trufa sobre ellos.

Durante los meses de noviembre a marzo podrás Comprar Trufa Negra (Tuber Melanosporum) de temporada en su máximo esplendor, y entre mayo y agosto puedes Comprar Trufa de Verano (Tuber Aestivum) al mejor precio.

Gusto Mediterráneo las prepara para ti, seleccionadas, lavadas y en el punto óptimo de frescura y maduración. Se envían en transporte refrigerado express para que en 24 h estén en tu domicilio, así disfrutarás de trufas recién recolectadas de máxima calidad.